Rupi

“El reencuentro” comienza en uno mismo, no es necesario haberse perdido, no es necesario buscar nada a nuestro alrededor. Solo es necesario mirar, vernos a nosotros y ver a los demás en el tiempo y el espacio.

Solo hay que ver, como poco a poco, aparecen imágenes, objetos, personas, que nos recuerdan cómo éramos, que nos dicen cómo somos, y que nos presentan cómo seremos.

IconoViladecans