Mentir lo Mínimo es un proyecto conceptual que gira en torno al minimalismo.
Creemos que en la sencillez está la esencia y la oportunidad de sentir más ampliamente todo lo que no se ve.
La acción sencilla es, para nosotros, la lupa de las sensaciones.
Un espectáculo que, con su aparente simplicidad, nos acerca a la complejidad de la aceptación de uno mismo.
El tema es su presencia, nuestra presencia. El sujeto son los cuerpos de todos los presentes.

Simple, poético, profundo.